Viven en las Sierras de Córdoba y en Cuarentena Crearon un Invento que los Volvió Millonarios.

Se trata de un simple elemento que permite tocar superficies sin tener contacto directo con las manos. Fue ideado debido al coronavirus y es furor.

La “nueva normalidad” que supone el coronavirus implica a la vez nuevas necesidades. Desde saludarse con el codo hasta el tapabocas como un elemento más de la vestimenta habitual.

Eso fue lo que entendieron a la perfección Natalia Dyszel y Micael López, una pareja oriunda de Buenos Aires que en 2014 decidió mudarse a Villa Giardino. Allí viven junto a sus dos pequeñas hijas y se dedican al contenido publicitario audiovisual y marketing digital. Sin embargo, juntos tuvieron una idea que parece haber llegado para cambiarles la vida.

Inventaron TOC.ar (nombre que hace alusión al Trastorno Obsesivo-Compulsivo), una simple pero ingeniosa herramienta que permite tocar superficies o sostener objetos sin hacer contacto directo con las manos. Esto apunta a disminuir el riesgo de contagio de COVID-19 en acciones comunes como abrir una puerta, ir al cajero y hasta para sostenerse en el transporte público.

Registraron la marca, patentaron el producto y con una impresora 3D fabricaron 100 unidades: los vendieron con gran rapidez. Eso los hizo apostar aún más, por lo que produjeron 2.000 y lograron venderlos en menos de un mes.

7,5 millones de pesos en cuatro meses

Al ver el éxito que tenían, Natalia y Micael contactaron a una empresa que sabía que podía explotar aún más su idea. Trendy GM Holding no lo dudó y propuso una inversión millonaria: 2.500.000 pesos para fabricar 60.000 unidades. En cuatro meses estiman tener una ganancia de unos 7.500.000 pesos.

“La idea surgió por este trastorno que se empezó a generar, sobre todo en la primera etapa, cuando volvíamos de hacer las compras”, explicó Micael a Noticiero Doce sobre los inicios del proyecto, mientras la cuarentena los sorprendía en familia y en el medio de las Sierras de Córdoba.

TOC.ar tiene un precio sugerido de 290 pesos y ya se puede conseguir. “Ahora estamos centralizando todos nuestros pedidos en las redes sociales”, comentó el hombre además.

“Esto busca evitar tener que tocar con las manos superficies en la vía pública, que en muchas ocasiones es inevitable”, agregó también y enumeró algunos de sus posibles usos: sujetar bolsas u objetos (soporta hasta 20 kg.), empujar y apretar elementos, tocar botones, sujetarse en el colectivo, etc.

El tamaño de un celular

La herramienta es un dispositivo de agarre con el tamaño de un teléfono Iphone 5. En diálogo con La Voz, la pareja contó que “llegar a una medida universal que funcione en todos esos usos, en este contexto, fue todo un tema” y que requirió un minucioso estudio de dimensiones, como por ejemplo los pasamanos de los subtes en Buenos Aires.

“Es algo que ‘picó’ enseguida. Tuvo mucha aceptación y, por suerte, tenemos mucha preventa (ya prevendieron unas 40.000 unidades)”, reconoció Micael a El Doce y describió que esto “tomó una dimensión descontrolada” y aún están intentando adaptarse al flujo de trabajo que implica.

Además, la pareja apuesta a que TOC.ar sobreviva más allá de la pandemia. No sólo agregando nuevas funcionalidades, sino también porque probablemente la población genere nuevos hábitos de higiene.

…………………………..

Fuente : Eldoce.tv

Te puede interesar?

Desde hoy, la Semana de la Carne de Cerdo en Córdoba.

La Cámara de Productores Porcinos de Córdoba y el Ministerio de Agricultura y Ganadería de …